LAS PERSONAS CAMBIAN SIN PAUSA.

Me explican las bondades de hacer unas vacaciones completas. Unas vacaciones de uno mismo. Ser otro, en definitiva. Me lo explican desde la ciencia ficción ya que con la nuestra parece que no se puede.
No he discutido. ¿Para qué? El proceso del coaching es ese taxista que te lleva a un destino que te has marcado. La pregunta es si el que llega es el mismo que salió del punto de partida. Cuando ‘soy’ en mi nuevo destino, he tomado unas vacaciones del ‘mi mismo’ del origen. Si se diluye el proceso con el paso del tiempo, estoy de regreso de esas vacaciones. Si nunca vuelvo, paso a ser origen de un nuevo cambio, de un nuevo devenir. ¡Bienvenidos al desarrollo perpetuo!

El aprendizaje como un viaje.

El aprendizaje como un viaje.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s